¿Qué es la fatiga pandémica y cómo superarla?

Por SHA Wellness Clinic
|
29 de junio de 2021
Salud y belleza

Ansiedad, estrés, depresión, incertidumbre, miedo, tristeza, alteraciones del sueño… Estamos viviendo una situación inédita y complicada en la que nos vemos superados por los problemas sanitarios, laborales, económicos y familiares. Pero hay un rayo de esperanza porque, como nos comenta Cinthya Molina, psicóloga de SHA Wellness Clinic, “la sociedad es muy consciente de la importancia de tener una buena salud mental y se habla más abiertamente y con mayor naturalidad sobre estos temas, sin el pudor, la vergüenza o los prejuicios que sí tenían generaciones anteriores”.

Los últimos 15 meses han supuesto un verdadero desafío para todos y han llevado al límite nuestra salud mental. Además, que la crisis se esté alargando tanto ha provocado la llamada fatiga pandémica. La doctora nos explica lo que significa: “es el cansancio y la desmotivación que sentimos la gran mayoría de la población ante una situación que se prolonga en el tiempo y que, al principio, no pensábamos que fuera a durar tanto. Estamos viviendo el ‘efecto de los últimos kilómetros’: ya no estamos confinados, mucha gente está vacunada y la mascarilla dejará de ser obligatoria en breve, pero esto todavía no ha terminado. Por un lado, nos llega el mensaje de que la pandemia está llegando a su fin, pero, por otro, los expertos siguen diciendo que no hay que relajarse. Esto nos produce un cansancio y una desmotivación causados por la sobreexposición prolongada al estrés, la incertidumbre y la tristeza”.

Pero si algo hemos aprendido de esta crisis es a no pasar por alto ciertas cosas que antes asumíamos como normales y a las que no prestábamos demasiada atención, entre ellas, la salud mental. “Por eso, cada vez son más los que se interesan por disciplinas que trabajan el cuidado del cuerpo unido al de la mente, como la meditación, el yoga, la respiración, las técnicas de autocontrol o el mindfulness”, añade Cinthya.

 

Adaptarse al nuevo escenario

Aceptar la realidad tal como viene es fundamental para mantener una buena salud mental. Cinthya aconseja “no intentar reprimir las emociones negativas, sino aceptarlas y aprender a manejarlas. La incertidumbre, el miedo, la rabia, la desconfianza o el Covid forman parte de nuestra vida y eliminarlas es imposible. En lugar de invertir tiempo y energía en intentar combatir las vivencias desagradables, tanto emocionales como cognitivas, yo prefiero centrarme en lo positivo, en aquello que nos suma en la vida y que nos hace crecer. Lo importante es sentirlas y gestionarlas sin que sean un bloqueo o un obstáculo en el camino”. Además, la doctora invita a concentrarse en el presente y dejar de hacer planes a largo plazo, algo que ha creado mucha frustración. “La depresión está relacionada con mirar al pasado, mientras que la ansiedad nace de mirar al futuro. De ahí que ser cortoplacista sea muy sano mentalmente”.

Para adaptarse cuanto antes al escenario actual, Cinthya recomienda “abrir la mente para flexibilizar rutinas y patrones a la hora de retomar aspectos del mundo laboral y social, explorar nuevas actividades o hobbies que nos hagan sentir bien, compartir tus vivencias con otras personas, pasar tiempo con la familia y amigos, disfrutar del ocio y marcarse objetivos a corto plazo. En definitiva, centrarse en aquello que podemos controlar y no estar tan pendientes de lo que no depende de nosotros”.

Cuidar la dieta, hacer ejercicio a diario y mantener una correcta higiene del sueño también nos ayudan a tener una buena salud mental. “Seguir un estilo de vida saludable va a hacer que tengamos un estado físico y un sistema inmunológico fuertes, lo que nos permitirá superar mejor los momentos de estrés”, concluye la doctora.

SHA MAGAZINE

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe cada mes los mejores artículos de salud, bienestar y nutrición saludable
Send this to a friend