obesity-treatment

Tratamiento sobrepeso – una mirada psicológica

Por SHA Wellness Clinic
|
10 de febrero de 2015
Salud y belleza

Vivimos en la sociedad de la rapidez. Demandamos constantemente mayor velocidad y nos solemos frustrar cuando algo se enlentece como el tráfico o la velocidad de internet. Parece como si nos hubiésemos acostumbrado a vivir de tal forma que apenas lo cuestionamos y pocos hacen algo al respecto. Parece como que vamos montados en un tren en donde no suelen haber apeaderos.

El aspecto tecnológico lo integramos a nuestro mundo mental/emocional y al hacerlo es mucho más fácil que caigamos en las garras del estrés y de la ansiedad crónica. Tenemos menos tolerancia a la frustración. Ese exceso de ansiedad hace que no disfrutemos de toda la claridad mental que podríamos tener y cometamos más errores. No vemos el problema de fondo, sólo la superficie y de nuevo demandamos resultados rápidos.

Cuando una persona acude a un profesional de la salud para bajar de peso, se suelen atender los aspectos más físicos y observables. Esto es necesario pero a veces insuficiente. Muchos quieren perder peso rápido sin cuestionar tanto que es lo que les impide el estar en peso ideal. Y normalmente este impedimento está en su mundo interior psicológico. Muchos prueban dietas diferentes de diferentes estilos. Algunos consiguen su objetivo y son capaces de mantener en su peso ideal, mientras que otros no. ¿Qué les diferencia? El aspecto psicológico…

Detrás del sobrepeso suele haber aspectos emocionales no reconocidos y por tanto no sanados. Me remito al diccionario de Biodescodificación (ahora llamado bioneuroemoción, un enfoque que explica y trata el mensaje psicológico detrás de las enfermedades) de Joan Marc Vilanova .

Las personas con sobrepeso suelen tener sentimientos de miedo y se suelen sentir desprotegidas, en muchos casos suelen ser personas con carencias afectivas e insatisfacción sexual. La comida se convierte en un paliativo de su insatisfacción, del tipo que sea. El sobrepeso también lo favorece la soledad, el aburrimiento, la tristeza, el rechazo, un sentimiento de fracaso, la sensación de impotencia, y las ideas negativas. La única dieta efectiva, es la abstención de pensamientos negativos. Muchas veces engordan más los remordimientos por el alimento que te estás comiendo, que el alimento en sí. Porque si tu crees que te engorda, ten seguro que lo hará. Creer es crear”.

Como psicólogo constato a diario una verdad muy obvia: cuanto más nos queremos a nosotros mismos, más cosas positivas y saludables hacemos por nuestro cuerpo y mente. Cuanto menos nos queremos, más cosas negativas le hacemos a nuestro cuerpo y mente. Así de simple. Cuando una persona está en armonía consigo misma, es más difícil que caiga en conductas autodestructivas o dañinas hacía sí o hacia los demás. La verdadera armonía es incompatible con la negatividad.

tratamiento sobrepeso

Si se ha planteado realizar un tratamiento para el sobrepeso y bajar de peso ¡Enhorabuena! Está mostrando que quiere hacer algo saludable por usted. Mi recomendación es que paralelo al tratamiento médico/nutricional que pueda llevar, lo acompañe con un tratamiento de higiene mental para tratar aquellos aspectos intangibles pero muy reales, que puedan boicotear el tratamiento de base. O por lo menos hágalo en caso de que usted se haya identificado con el párrafo arriba mencionado.

A la hora de bajar de peso suelen ser útiles diferentes abordajes según las circunstancias personales. Éstos pueden ir desde la expresión de emociones guardadas que estaban bloqueando una sana autoestima hasta aprender técnicas de relajación o gestión de estrés.

El trabajo es más eficaz cuando se incluyen la parte consciente y subconsciente, ese gran almacén donde hemos dejado recuerdos o información guardados bajo llave.

Con la parte consciente trabajamos actitudes, motivaciones, técnicas para prevenir recaídas como los anclajes de PNL (Programación neurolingüística), expectativas, creencias, etc. Diferentes técnicas como respiración abdominal, relajación progresiva o la EFT (Técnica de liberación emocional) pueden ayudar a relajar esa ansiedad que está provocando ese exceso de ingesta. Pero debemos recordar que la parte consciente ocupa sólo un 10-12% del contenido total de la mente. El resto es mente subconsciente. De ahí que a veces la fuerza de voluntad (que reside en la parte consciente) no sea suficiente para algunas personas a la hora de conseguir su peso ideal.

Con la parte subconsciente hay técnicas y procedimientos que pueden funcionar bastante bien o por lo menos catalizar y agilizar el proceso. Uno de ellos es la hipnosis clínica en donde la persona, en un estado de relajación, puede acceder a esos “archivos olvidados” y poder reemplazarlos por otros más constructivos. Esta técnica no tiene nada que ver con los shows televisivos en donde la persona hipnotizada se convierte en un sujeto pasivo a merced de la voluntad del hipnotizador. En la hipnosis clínica la persona está consciente, como en un estado de “duermevela” y muchas veces jugando un rol activo en el proceso.

La visualización creativa es otra técnica mediante la cual, la persona hace uso de imágenes mentales para conseguir sus objetivos (por ejemplo visualizar que lleva una banda gástrica virtual que le ayuda a comer lo justo o imaginando cómo se desprende de pensamientos negativos que salen en forma líquida a través de su cuerpo).

Por último es importante explorar cuáles son los factores de estrés que rodean a la vida del paciente. Quizás relaciones que ya no funcionan, trabajos que restan sentido vital en vez de aportarlo o límites con sus allegados que necesitan un reajuste. Cada caso es singular y diferente y vale la pena concederse un tiempo para explorar y mejorar su mundo interior. Su armonía interna se lo agradecerá (y por ende su cuerpo).

SHA MAGAZINE

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe cada mes los mejores artículos de salud, bienestar y nutrición saludable
Send this to a friend