Las claves para desconectar del trabajo

Por SHA Wellness Clinic
|
10 de agosto de 2022
Salud y belleza
Los días de vacaciones son para descansar y disfrutar y no para seguir dándole vueltas a las responsabilidades laborales.

Una de las contradicciones más curiosas a las que se enfrenta el ser humano está provocada por el binomio trabajo-tiempo libre. Durante todo el año, soñamos con las vacaciones, pero cuando por fin llega el momento de disfrutarlas, somos incapaces de desconectar de las responsabilidades laborales. Como nos explica Cinthya Molina, psicóloga de SHA Wellness Clinic, “esto se debe a que llevamos un estilo de vida muy acelerado. El cuerpo humano acaba acostumbrándose a este ritmo frenético, a la hiperestimulación y al multitasking y, cuando paramos, los niveles de cortisol, que es la hormona del estrés, siguen muy altos. Esto hace que nos sintamos alterados y con ansiedad. Y es que, aunque el estímulo estresante desaparezca, el organismo necesita tres o cuatros días para volver a su estado normal”. 

Sobrecargas musculares en cuello y espalda, problemas para conciliar el sueño o dolores de cabeza son algunos de los síntomas que muchos sufren durante los primeros días vacaciones y las señales de alarma más habituales de que tanto el cuerpo como la mente necesitan un descanso. Para no llegar muy quemado a las vacaciones, Cinthya destaca “la importancia de gestionar el tiempo correctamente en el entorno laboral. Si tu puesto te lo permite, es esencial aprender a delegar funciones. De esta manera, podrás tener un poco de espacio personal y aprovecharlo para ejercer el autocuidado. Además, es importante no aislarse. Aunque tengas mucho trabajo, no dejes de hacer las pausas con el equipo o ir a comer con tus compañeros. El aislamiento social dentro del ámbito laboral aumenta el sentimiento de soledad y hace que te sientas más quemado. Y por supuesto, cumplir el horario. Desde que empezó la pandemia, pero sobre todo con el aumento del teletrabajo, vivimos hiperconectados, lo que no es sinónimo de estar disponibles todo el día. La frontera que antes separaba la vida laboral y la personal se está difuminado y esto dificulta la desconexión”. 

Desconectar durante las vacaciones es una necesidad vital que nos permite reiniciar el cuerpo y la mente para volver a la oficina con las pilas cargadas en vez de con la reserva encendida. Para conseguirlo, la experta recomienda “alejarse en la medida de lo posible de los dispositivos electrónicos porque son la herramienta que nos conecta con el entorno laboral. Así que, durante las vacaciones, nada de comprobar el email de trabajo. Y si tu jefe te envía un correo o un WhatsApp, has de saber que legalmente tienes el derecho de ignorarlo y no contestar. Además, sigue una dieta saludable basada principalmente en frutas y verduras de temporada. Evita el alcohol, las sustancias estimulantes, los azúcares y los alimentos ultraprocesados porque crean mucha neblina mental. Establece una buena pauta de sueño, ya que el descanso es fundamental para reducir los niveles de estrés. Realiza actividades que te hagan sentir bien y dedica tiempo a tus hobbies: lee, haz deporte, pasea por la playa o por la naturaleza y disfruta de tu familia y amigos. Por último, hazte una idea aproximada de lo que te gustaría hacer en tus vacaciones, pero no las planifiques en exceso porque intentar cumplir una agenda detallada al minuto también crea ansiedad”. 

 

Si quieres más consejos para disfrutar de unas vacaciones saludables, Pincha aquí

SHA MAGAZINE

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe cada mes los mejores artículos de salud, bienestar y nutrición saludable
Send this to a friend