Guía para prevenir el envejecimiento prematuro

Por SHA Wellness Clinic
|
06 de febrero de 2018
Salud y belleza

Como afirma el doctor en Medicina Preventiva y Anti-aging Vicente Mera, no se trata de ir en contra del ciclo natural del envejecimiento, se trata de mejorar la calidad de vida para prevenir el envejecimiento prematuro y las enfermedades causadas por la edad. Cómo envejecemos se ve influenciado directamente por el estilo de vida que llevamos. Es cierto que no podemos congelar el tiempo ni impedir el envejecimiento celular, pero sí que podemos dictar la velocidad a la que esto ocurre.

Todos queremos vernos de la mejor manera posible y retrasar el proceso de envejecimiento, y afortunadamente, gracias al asesoramiento de los mejores expertos en Anti-aging y Medicina Preventiva, podemos descubrir cuáles son los mejores trucos para mantener nuestro cuerpo lo más saludable y joven posible por más tiempo.

Todos sabemos cuáles son los principales desencadenantes del envejecimiento; el tabaco, la mala alimentación, el estrés, el insomnio y la contaminación, pero ¿sabemos lo que nuestro cuerpo necesita para mantenerse joven?

Dieta rica en nutrientes

Según el Dr. Mera, siguiendo una dieta anti-aging, rica en vitaminas, minerales y antioxidantes, se puede prevenir el acortamiento de los telómeros. Los telómeros son los extremos de los cromosomas, donde se encuentra la mayor parte de nuestro ADN y, a medida que envejecemos, comienzan a acortarse. Influyen en nuestro estado de salud general, oxidación del metabolismo y envejecimiento celular. Lo interesante es que no corresponden necesariamente con nuestra edad cronológica. De hecho, si estas envejeciendo más rápido de lo que deberías debido a tu estilo de vida, tus telómeros serán más cortos de lo que deberían ser.

Para evitar que esto suceda, tu dieta tiene que ser rica en alimentos de origen vegetal, como las verduras, las frutas, los granos y las legumbres, y debes incluir alimentos anti-aging como la granada, los arándanos, las espinacas, el kale, el salmón, las nueces, la cúrcuma, el aguacate, los champiñones, el cacao y la raíz de maca.

Meditación

Otro factor menos conocido que previene el envejecimiento prematuro es la meditación. Los estudios demuestran que la práctica de la meditación estimula 2 genes que reducen la telomerasa, la enzima que acorta los telómeros, por lo tanto, ralentiza el envejecimiento. Además, la meditación ayuda a reducir los niveles de estrés, un gran acelerador del envejecimiento.

Dormir

El remedio más olvidado para prevenir el envejecimiento es el descanso. Vivimos en una sociedad donde el descanso no es una prioridad, sin embargo, cada vez es más importante resaltar el hecho de que el sueño es una terapia curativa, restauradora y rejuvenecedora para nuestro cuerpo. La falta de sueño no sólo aumenta la presión arterial, debilita el sistema inmunológico, empeora la memoria y afecta nuestros niveles hormonales y nuestro estado de ánimo, sino que también hace que nuestras células envejezcan más rápido.

 

Afortunadamente, el envejecimiento no está fuera de nuestro control y hay muchas cosas que podemos hacer por nuestra parte para evitar que nos afecte prematuramente. Una dieta equilibrada, antiinflamatoria y rica en antioxidantes, así como meditar, dormir y realizar ejercicio, nos puede ayudar a sentirnos jóvenes por dentro y fuera, teniendo la edad que tengamos.

SHA MAGAZINE

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe cada mes los mejores artículos de salud, bienestar y nutrición saludable
Send this to a friend