Descubre la nueva carta de primavera-verano de SHA

Por SHA Wellness Clinic
|
25 de abril de 2022
Nutrición saludable
La oferta gastronómica de SHA cambia para adaptarse tanto a los alimentos de temporada como a las necesidades del organismo en cada estación del año.

En SHA somos unos firmes defensores del medioambiente y estamos convencidos de que una de las mejores maneras de cuidarlo, y de cuidarnos, es respetando sus ciclos naturales. Porque sabemos que la naturaleza es sabia y se encarga de proveernos de aquello que necesitamos en el momento adecuado. Por eso, en invierno crecen las verduras que nos ayudan a calentarnos, mientras que durante el verano lo hacen las más refrescantes y jugosas. Y por eso también, dos veces al año, renovamos nuestra oferta gastronómica para adaptarnos así tanto a los alimentos de temporada como a las necesidades energéticas del cuerpo en las diferentes estaciones.

Los seres humanos somos un canal de conexión entre el cielo y la tierra, de ahí que la base de la nutrición SHA sean las verduras de hoja verde (nutrientes de sol) y las raíces (nutrientes de tierra), que se complementan y aportan las proteínas, las vitaminas y los minerales necesarios para el correcto funcionamiento del organismo. Eso sí, siempre primando los alimentos propios de cada estación.

La primavera se caracteriza por una energía expansiva y ascendente. El incremento gradual de las horas de sol hace que nuestros canales energéticos aumenten su actividad, por lo que el organismo ya no precisa los alimentos densos y pesados consumidos durante los meses más fríos. El cuerpo comienza a abrirse, a dejar atrás el recogimiento invernal y es el momento perfecto para deshacernos de las grasas que nos han ayudado a combatir las bajas temperaturas y las toxinas que se han ido acumulando durante el invierno y que debilitan el sistema inmunitario.

Por eso, la carta de primavera-verano de SHA está repleta de alimentos con propiedades digestivas y depurativas, como el apio, las alcachofas, el perejil, los berros, la parte verde del puerro y la cebolleta, los espárragos, las setas, los aguacates, los rábanos o los nabos. En definitiva, comidas frescas que vienen a sustituir los platos de cuchara calientes, como los guisos de legumbres, por gazpachos, zumos, batidos, ensaladas prensadas y verduras crudas o ligeramente escaldadas. Además, los cereales siguen siendo un grupo de alimentos básico, pero adaptados a la época del año. Así, reducimos el uso de trigo sarraceno, magnífico para aguantar el frío, y aumentamos el de otros cereales menos densos energéticamente, como la quinoa.

Desde las cocinas de SHA nos envían un adelanto de los menús de primavera que demuestra que una dieta saludable y equilibrada puede ser también un auténtico deleite para el paladar. De primero, gazpacho de miso; de segundo, endivias y cogollos caramelizados con tartar de tempeh y, de postre, una nube de coco. Alerta de spoiler gastronómico: sabe tan delicioso como suena.

Si quieres saber más sobre la nutrición saludable de SHA, Pincha aquí

SHA MAGAZINE

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe cada mes los mejores artículos de salud, bienestar y nutrición saludable
Send this to a friend