AMARANTO: EL ALIMENTO DE LOS DIOSES

Por SHA Wellness Clinic
|
24 de junio de 2015
Nutrición saludable

 

Cada vez escuchamos hablar más de él, sin embargo el amaranto ha sido considerado desde hace más de quinientos años como un alimento con poderes excepcionales. Fue la fuente principal de proteínas de los aztecas, mayas e incas y hoy en día es uno de los alimentos más ricos y nutritivos de México. Es considerado uno de los productos preferidos por los deportistas, astronautas, vegetarianos y muchas mujeres (en períodos de menstruación, embarazo y osteoporosis) debido a que posee el doble de proteínas que el arroz.

Propiedades

El amaranto, también llamado kiwicha, es un grano amarillento más fino que el arroz, con una textura similar al cuscús. Es considerado un pseudocereal ya que sus propiedades son muy similares a los de cereales y se cocina igual que cualquier otro, sin embargo se diferencia del resto por su alto contenido en proteínas (16%). Además no posee gluten.

 

Además tiene las siguientes características principales del amaranto:

  • Bajo en grasas – Es un producto utilizado en muchas dietas y como ingrediente para elaborar mayonesa y aderezos light.
  • Contiene aminoácidos esenciales – Tiene altos niveles de metionina y lisina, un aminoácido que no se encuentra en ningún otro cereal y que ayuda a la memoria, inteligencia y aprendizaje.
  • Fuente saludable de carbohidratos – Proporciona energía sin hacer subir de peso. Posee un bajo contenido en grasa y un alto contenido en cinc y hierro. Es muy digestivo por lo que sirve como fibra dietética y laxante.
  • Vitaminas y Minerales – Posee un alto contenido en vitamina A y C, silicio y magnesio, minerales imprescindibles para fijar el calcio de los huesos.

 

Es un aliado de la medicina natural ya que cumple múltiples funciones curativas para el organismo y ayuda a prevenir y contrarrestar algunas enfermedades.

 

  • Ayuda a prevenir el cáncer de colon.
  • Combate la osteoporosis y la anemia.
  • Muy aconsejable para diabéticos y personas con problemas de colesterol, ya que ayuda a estabilizar los niveles de glucosa y grasa en sangre.
  • Recomendable en pacientes con obesidad, hipertensión arterial, estreñimiento y diverticulosis debido a su alto contenido en fibra.
  • Ayuda a personas que padecen enfermedades de hígado e insuficiencia renal  debido a su alto contenido en aminoácidos esenciales.
  • Su consumo es aconsejable en personas con autismo.
  • Sus hojas son muy eficaces contra la diarrea.

 

Se utiliza tanto para la cocina dulce como salada. Puedes encontrarlo en herbolarios en forma de grano, infusión o en galletas y tostadas.

 

¿Todavía no has incorporado el amaranto a tu dieta? ¡A qué esperas para incluirlo como parte de una dieta saludable, equilibrada y sabrosa!

 

 

SHA MAGAZINE

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe cada mes los mejores artículos de salud, bienestar y nutrición saludable
Send this to a friend