SHA Wellness Clinic

Sha Magazine

Un lugar para todo lo relacionado con la salud, el bienestar y la nutrición saludable

Los Desequilibrios del Azúcar en el cuerpo

¿Quieres saber cómo se puede crear una condición desequilibrada de azúcar en la sangre?

 

No es la primera vez que hablamos de los efectos negativos del azúcar en la salud.

Hoy, de nuevo, sacamos a la luz el efecto que tiene el azúcar en nuestro cuerpo, para que conozcáis con más detalle los desequilibrios provocados por uno de los ingredientes más consumidos en nuestra sociedad.

 

¿Qué efecto tiene el azúcar en el cuerpo?

 

El azúcar y otros productos refinados como la miel, la fructosa, la sacarosa  y una larga lista de endulzantes,  tienen un efecto acidificante en la sangre. Para amortiguar este efecto, el organismo extrae minerales de la sangre y, a continuación, también de órganos como el cerebro, los riñones, llegando a los huesos y los dientes.

Cuando estos órganos pierden gran cantidad de sales minerales, se resienten mucho, especialmente los riñones, y es entonces cuando puede producirse una pérdida aguda de energía y vitalidad.

Por lo que respecta al cerebro, el consumo de azúcar puede causar un efecto extremadamente expansivo y dispersante, disminuyendo la capacidad de atención, la concentración y la fuga de ideas. El azúcar es uno de los alimentos que puede llegar a tener mayores implicaciones para el deterioro de las facultades mentales.

Cuando entra en el torrente sanguíneo, el azúcar provoca que suba la glucosa, entonces, el cuerpo responde segregando una importante cantidad de insulina y, al cabo de un tiempo, se puede producir una hipoglucemia. Por consiguiente, se va a producir un espiral crónico.

Cuando te encuentras de mal humor, cansado o bajo de energía y recurres al café con azúcar o a una Coca-Cola, al instante notas un efecto de euforia, de excitación o de complacencia, pero al de poco tiempo, se produce en tu cuerpo el efecto contrario, la hipoglucemia, y vuelves a tener la misma necesidad de tomar azúcar.

Es importante saber que someter al cuerpo en un estado de hipoglucemia crónica y combatirla a base de alimentos azucarados puede tener graves consecuencias para la salud.

 

El círculo vicioso

La instauración de este círculo vicioso de hipoglucemia e hiperglucemia produce a la larga problemas en el páncreas, los riñones, las suprarrenales, el hígado y los pulmones y un deterioro crónico de las funciones y de las reservas generales del organismo.

Se sabe también que las proteínas y los azúcares se regulan entre sí. Si los niveles de proteína se elevan, también se eleva la necesidad de azúcar en sangre. Si consumes mucha proteína (sobre todo de origen animal), vas a necesitar consumir alimentos dulces; un círculo vicioso que puede acabar en niveles bajos de azúcar en sangre con el subsiguiente estado degenerativo de hiperglucemia o diabetes.

Dicho de otra manera, si introduces en tu dieta la carne o el jamón va a ser muy difícil que no tomes azúcar o alcohol. En fin, siempre buscarás la manera de compensar al organismo tras haber consumido un alimento de efecto tan contractivo como la carne.

El pescado puede ser un buen sustituto de la carne ya que es más suave y menos contractivo. El pescado se puede compensar con fruta local y de temporada, ensaladas y verduras.

Consejo

No hay que olvidar que los efectos del azúcar moreno, la sacarosa o la miel son parecidos a los del azúcar refinado: acidifican, calientan y secan. Y en cuanto a la sacarina, conviene advertir que hay estudios que señalan sus posibles efectos perniciosos sobre las vías urinarias.

Dicho esto, no hay que tirar la toalla y pensar que nunca vas a poder disfrutar del dulce de la misma manera. No tiene que ser así. Simplemente, se trata de consumir alternativas saludables que no ponen tu salud en riesgo.

 

Alternativas Saludables

Hay varias alternativas saludables que se pueden utilizar para endulzar los platos que desees. Como alternativa más saludable, se pueden recurrir a las melazas de cereales (de arroz, de cebada,  y de maíz) pues aportan los nutrientes necesarios para su metabolización. Otros dulces aconsejables son las frutas cocidas, como la compota de manzana o de pera, y la fruta seca. 

Sobre todo, se trata de poder disfrutar de la comida sabiendo que es buena para tu salud y bienestar y lo importante es saber que sí que hay maneras de disfrutar del dulce de vez en cuando con endulzantes naturales y buenos para el cuerpo. En cuanto los descubras, sentirás los beneficios por ti mismo y no querrás volver atrás.

Links relacionados:

 

2